Saltar al contenido
Revista y blog de viajes

Visita Coímbra este otoño

Famosa por su universidad, la cerámica y la música fado, Coímbra es una ciudad pintoresca que ofrece sinuosas calles adoquinadas, plazas comerciales y maravillosas vistas desde sus colinas al Río Mondego.

Esta ciudad es uno de los sitios favoritos de relax para los  viajeros llegan desde el litoral de Beira o quienes vienen de Lisboa escapando de multitudes de turistas.

Aunque los inviernos pueden ser fríos y húmedos, el clima mediterráneo de Coimbra hace que sea un destino muy acogedor durante todo el año. Si puedes escoger, la fecha recomendada sería entre marzo y abril o septiembre y octubre, cuando los turistas son pocos, la población estudiantil da una vida especial al lugar y las temperaturas son suaves.

Llegar a Coimbra de Lisboa es tan fácil como subirse a un tren expreso en la estación de Santa Apolonia y bajar en la primera estación de Coimbra (la segunda está muy alejada del centro), situada cerca del casco antiguo y excelente punto de partida para los visitantes.

¿Qué visitar en Coímbra?

-Pasear por las callejuelas de las partes alta y baja de la ciudad.

Coímbra está dividido informalmente en la ciudad baja y la ciudad alta. No existe ninguna señal que indica cuál es cuál, pero es bastante significativo: cualquier sitio plano está en la ciudad baja y cualquier sitio inclinado en la ciudad alta.

La parte baja se extiende desde el este por la estación de tren del centro y la entretenida  Praça do Comércio (Plaza de comercio). En este típico “zoco portugués”  los compradores pueden encontrar desde ropa y zapatos a los libros y ropa de cama. Además, se pueden encontrar excelentes restaurantes escondidos entre las callejuelas aledañas.

El Arco de Almedina (justo a la salida de Rúa Ferreira Borges) da la entrada a la ciudad alta. Una vez que se pasa a través de este arco de los adoquines comienza una subida bastante agotadora que nos llevará a hermosas zonas residenciales adornadas con azulejos pulidos, enredaderas florales y tendederos de ropa.

-Visita a la Universidad

En la parte superior de la colina Alcáçova se encuentra una de las universidades más antiguas del mundo, la Velha Universidade (Universidad Vieja). Fundada en el año 1290 se ha establecido de forma permanente en Coímbra desde 1537. Hoy en día, la universidad es considerada como una de las instituciones más importantes de Portugal para la educación superior. Más de 20.000 alumnos estudian allí y son estos los principales encargados de dar vida a toda la comarca.

– Visita a Catedrales, Iglesias y Museos

Sé Velha es una imponente estructura con forma de castillo edificada en la parte antigua de la ciudad desde finales del siglo XII. Este edificio de estilo románico fue construido después de que los cristianos derrotaran a los moros, y sigue manteniéndose en las mismas condiciones  después de 700 años. La iglesia es conocida por su retablo adornado  y por albergar los restos de Sisinando, el primer gobernador cristiano.

La Iglesia  de Santa Cruz se encuentra cerca de la elegante plaza peatonal  ”8 de Maio”. A pesar de que esta iglesia fue construida a principios del siglo XII, todo el diseño ha sido modificado y actualizado desde entonces. Artistas de la escuela de escultura Coímbra contribuyeron al diseño en el siglo XVI y aun se pueden ver sus trabajos tallados en las tumbas y el púlpito.

– Relajarse en cafés al aire libre

No importa si lo tuyo es la actividad bulliciosa o la tranquila contemplación de las antiguas estructuras religiosas, seguro podrás encontrar  cafés al aire libre para todos los gustos en la ciudad.

Los cafés  suelen vender deliciosa bollería, dulce y salada, así como café, , vino y las famosas empanadas de Santa Clara, hechas por las monjas del convento del mismo nombre.